21 oct. 2009

El desconocimiento es curable

El semanario Progreso Semanal, una publicación muy cercana a la oficialidad cubana, tanto por sus posiciones como por sus colaboradores, publica un reportaje del periodista cubano Aurelio Pedroso, relatando su encuentro con Juan Carlos González Marcos, Pánfilo, en la playa de Guanabo. Según parece, el encuentro ocurrió durante uno de los pases de Pánfilo, quien estuvo internado por 21 días en el hospital Enrique Cabrera (que no Mazorra, como han reportado algunos medios) tras ser excarcelado el pasado 18 de septiembre. El periodista independiente Julio Aleaga, quien vive cerca de Pánfilo en el Vedado, La Habana, nos confirma que éste se encuentra en su casa desde hace ya varios días.

No es cierta la leyenda de que a Juan Carlos González "lo sacaron de la cárcel para meterlo en Mazorra", como aún repiten algunos. A Juan Carlos González lo sacamos de la cárcel todos los que hicimos algo por su liberación (fuimos muchos) y hoy se encuentra en su casa. Habrá quien niegue cualquier relación de causalidad entre el aluvión solidario con Pánfilo desatado por esta campaña en vísperas del concierto de Juanes y la "rectificación" del gobierno cubano. Habrá quien siga repitiendo que lo sacaron de la cárcel para meterlo en Mazorra, implicando con ello que no importa lo que hagamos, que nuestra influencia en Cuba es prácticamente nula o, a lo más, contraproducente. Unos lo hacen por desconocimiento; otros, por mezquindad.

El desconocimiento es curable.

La campaña por la liberación de Pánfilo fue un éxito, y no fue un éxito aislado. Se inscribe en una tradición reciente de movilizaciones coordinadas por los cubanos en la red que ha dado resultados concretos y puede ponerse en función de metas más ambiciosas. Mi opinión muy personal es que es posible alcanzar esas metas con iniciativas prácticas y con enfoques inclusivos de todos los que favorecemos los cambios en la isla, sin descartar a las figuras públicas de la oficialidad cubana. Esto implica ir más allá de la guerra psicológica y de las manifestaciones estériles de reafirmación y desahogo que saturan buena parte de nuestros espacios virtuales. Hay que propiciar el diálogo como demanda popular, en torno a una agenda concreta y relevante de cambios, que tome en cuenta por igual nuestras condiciones históricas y las necesidades inmediatas de la población de la isla. Es factible y necesario. Solo depende de nosotros.

Foto: Progreso Semanal

12 comentarios:

Anónimo dijo...

amigos sumémonos todos a la campaña internacional por la eliminación de libreta de abastecimiento en cuba. vea aqui a sus principales patrocinadores:

lazaro barredo. periodista de granma
artículo: Él es paternalista, tú eres paternalista, yo soy paternalista… puede leerlo en
http://granma.co.cu/2009/10/09/nacional/artic03.html

yoani sanchez periodista independiente. articulo: Poco alpiste para tanta jaula. puede leerlo en
http://www.desdecuba.com/generaciony/?paged=6

oscar espinoza chepe (el mismo titulo que yoani)
articulo: EL RACIONAMIENTO EN CUBA, UN MAL DE CASI MEDIO SIGLO
puede leerlo en: http://www.cubanuestra.nu/web/article.asp?artID=17284

cualquier semejanza entre los tres articulos es pura coincidencia...

PANFILO.

Jorge Salcedo on octubre 21, 2009 10:25 p. m. dijo...

A ver, déjame pensar. ¿Quién ha estado por estos días intentando ensuciar a Yoani desesperadamente? Bueno, si vas a intentarlo aquí, por lo menos da la cara. Nadie te va a censurar, este blog no es moderado. Pero tampoco esperes moderación en la respuesta.

Anónimo dijo...

La libreta de racionamiento siempre la odie, pero me pregunto, que va a ser de los que viven de una pension o con un misero salario en ese pais donde no hay alimentos suficientes y que todos sabemos que cuando no haya libreta los precios se van a disparar al cielo porque el gobierno no tiene para surtir a precios decentes?

Cero Circunloquios on octubre 22, 2009 10:46 a. m. dijo...

Salcedo, a los anónimos no se le presta atención. Sólo al que da la cara se le debate. El anónimo por lo general es cobarde pues se esconde como la sabandija que es. No se debe gastar energía en lo que no lo merece.

Niurki

Armienne on octubre 22, 2009 11:50 a. m. dijo...

El anonimato es cobardía o servilismo.

Lori on octubre 23, 2009 2:07 p. m. dijo...

Apoyo tu artículo sobre la condunte campaña que tuviste a bien iniciar y que todos apoyamos y los resultados no se hicieron esperar. Aunque la tiranía castrofascista parezca inamovible en su forma de reprimir, ellos están concientes de que el mundo ya comenzó a poner su lupa en el caso Cuba y su falta de libertades.Si no se llega haber desatado la campaña, a estas horas Pánfilo no pudiera estar de regreso a su casa.
Gracias Salcedo.
"JAMA Y LIBERTAD PARA LOS CUBANOS EN LA ISLA!

Anónimo dijo...

jajja..miren la respuesta a barredo de luis alberto garcia..q me acaba de llegar..vaya..pan caliente!!!!

Anónimo dijo...

Luis Alberto García, sobre el artículo de Lázaro
Barredo en Granma

October 20th, 2009 • 12:16 pm • 31 Comentarios

*Es inaceptable su artículo porque es inaceptable
eximir al estado de responsabilidad por el paternalismo reinante, cuando
fue precisamente este quien lo engendró*

*Como no tengo alma de vocero y siento repulsión por
los irresponsables que se abrogan el derecho de hablar inconsultamente en
nombre del pueblo cubano, los cuales son, desafortunadamente, bastantes,
me limitaré a relatar mi situación personal, a sabiendas de que
coincide con la de un gran porcentaje de la población cubana. La
aritmética - aunque a muchos ya no le parezca debido a tantos forcejeos
y convenientes manipulaciones - sigue siendo una ciencia exacta, ajena a
subjetividades y por ende una útil aliada a la hora de saber por dónde
andamos, en este caso por dónde ando y por donde andan los que quieren
sostener que 2 menos dos es 3.*

*A fuerza de neuronas, cuando estas eran
imprescindibles para graduarse de la educación superior, obtuve mi
título. Luego de 6 años de práctica laboral he llegado a devengar la
gloriosa cifra - gloriosa porque es el tope - de 480 pesos. El salario se
desglosa, tomando en cuenta un mes estándar, más o menos de la
siguiente manera: gracias a un viejo aire acondicionado que trato,
válgame dios, de usar lo menos posible, 170 pesos. La vilipendiada
libreta de abastecimiento, el tan nombrado “subsidio del estado”, me
cuesta - no sé si alguien lo recibirá gratis - alrededor de 150 pesos,
que se dividen en las libritas de aceite, el poquito de arroz, los
escasos granos, el pan nuestro de cada día, el cafetín, algún que otro
jabón una que otra vez, la pasta dental y otras pocas cosillas que
constituyen la cuota mía y de mis 2 hijos. A esto le unimos el agua que
se paga, el gas que también se paga y las cuotas del refrigerador y los
calderos que generosamente el estado “nos entregó”, y por simple
aritmética podemos llegar a la conclusión que después que uno paga los

Anónimo dijo...

“subsidios” del estado, flaco se queda el bolsillo, más bien
caquéctico, para afrontar el mar, no, el océano de artículos de
primera necesidad que el estado no “subsidia” sino que tiene a bien
aplicarle el llamado dos cuarenta, bueno, por ahí me quedé yo, aunque
sospecho que ya es mucho más.*

*Resulta, compañero Lázaro, que debemos darle gracias
al bondadoso estado por cobrarnos casi el 70 % del magro salario que nos
paga para adquirir sus “subsidios”, y de paso - digo yo -,
agradecerle también que nos quedemos como pichones con la boca abierta
viendo como viviremos el resto del mes con lo poco de dinero que nos
quedó luego de adquirir la cuota de alimentos de la libreta, que solo
alcanza, con suma austeridad, para mal comer 13 días de los 30 o 31 que
tiene el mes. Cualquiera que no fuese cubano pensaría, compañero, que
los productos ofertados por la libreta son una especie de regalía del
gobierno, pero los del patio sabemos de sobra que los precios de esos
productos están en completa correspondencia con los salarios que paga el
estado, empleador exclusivo de la fuerza de trabajo. Tomando esto en
cuenta yo le pregunto: ¿Quién subsidia a quién? ¿El pueblo al estado
con su trabajo mal pagado o, como usted dice, el estado subsidia la
alimentación del pueblo? O mejor le preguntaría: ¿De dónde sale lo
poco o lo mucho que el estado distribuye si no del esfuerzo casi
desinteresado de los trabajadores? ¿O es que usted tiene la peregrina
idea de convencernos de que el estado /per se/ es capaz de producir algo
más que derroche? Sepa usted, compañero Barredo, pues parece no haberse
enterado, que dentro de las características de este pueblo desde siempre
han estado,el amor al trabajo, la capacidad de sacrificio, ampliamente
demostrada, la valentía de asumir retos laborales por descabellados que
hayan sido algunos o muchos. Esta isla - revise la historia - ha sido
cuna de personas emprendedoras, con amplia inventiva, impregnadas de una
pujanza poco común dentro de nuestra zona geográfica, sin chovinismos.
Parece que convenientemente ignora que la diáspora cubana dispersa por
los cuatro puntos cardinales de este mundo, se caracterizó y se
caracteriza por ser una comunidad descollante y en sumo trabajadora.
Ganadora del respeto y la admiración de las mas disímiles sociedades.
Los avances educativos de los últimos 50 años o 45 - con todo respeto y
responsabilidad pongo en duda los últimos 5 años - han servido para
formar una sólida y capacitada fuerza laboral, envidia de no pocos
países. Pero usted pone en duda nuestra inteligencia a contra viento,
tratando burdamente de pasarnos gato por liebre. O es que usted, en un
ejercicio de pereza intelectual, ignora o quiere ignorar o le conviene
ignorar o le orientaron ignorar la verdadera génesis del paternalismo en
nuestra sociedad siempre dúctil, que ha respondido a las directrices que
vienen invariablemente de arriba como el eco a la voz. Como no somos
tontos, al contrario, somos hijos de una revolución que supo desarrollar
nuestro intelecto y nuestra suspicacia, al vuelo nos percatamos, por los
tiempos que corren, que usted no es más que una mala suerte de vocero.
La tesis, sobra decirlo, parte de otros de más arriba, redundancia, o

Anónimo dijo...

quizás de todos los de arriba que, un poquito por aquí, un poquito por
allá y mucho a través de usted, están tratando de enquistarle al
pueblo un sentimiento de culpa, de sobra inmerecido. Pero usted, con la
superficial semiología de sus síndromes, ha ofendido al pueblo
cargándole culpas que no tiene, ni puede tener, si partimos de la
máxima que el pueblo es el único soberano. De paso describe
magistralmente su síndrome cervical que le impide mirar hacia arriba.
Muy fácil es buscar culpables y sobre todo si estos están abajo.*

*¿Tendré yo, simple mortal, que demostrarle a usted
que todos esos vicios sociales que describe fueron engendrados a
conciencia por un estado que legisló hasta qué tipo de ropa íntima
debían usar sus trabajadores? ¿Tengo yo que recordarle que el estado
dejó espacio cero a la iniciativa popular? ¿Tengo que invitarlo a ver
los ridículos chalecos de parqueadores estatales que adornan la ciudad,
como muestra de la omnipresencia de la burocracia?*

*Es inaceptable su artículo porque es inaceptable
eximir de responsabilidad al estado del paternalismo reinante, cuando fue
precisamente este quien lo engendró y hasta lo utilizó a su
conveniencia. Reducir el problema económico del país a los pesados
“subsidios” que el estado tiene que aplicar a los alimentos tomando
en cuenta que el mismo bondadoso estado sustrae del bolsillo de los
trabajadores un gran porciento del bajísimo salario que el mismo paga,
es simplificar la desgracia y, peor aún, abandonar a la clase obrera.
¿Por qué usted, señor periodista, no nos hace un favor a los cubanos
de a pie, a la clase obrera en general y nos sirve de portavoz a la
inversa? No hace falta escribir artículos, tanto no le vamos a pedir, no
es necesario disculparse, eso no es costumbre. Pero bien pudiera
ayudarnos a encontrar la cura de otro síndrome por usted no descrito. El
síndrome de la hipoacusia al parecer relacionado con la falta de
oxígeno que sufren o disfrutan las personas de las alturas. Tomando en
cuanta su problema cervical aprovéchelo para conocer y trasmitir las
disímiles propuestas que comunistas del mundo real han hecho para
combatir esos mismos síndromes de los que usted nos acusa.***

PD: Este artículo circula por correo electrónico en
Cuba desde hace varios días. La identidad del autor, el actor cubano
Luis Alberto García, fue confirmada directamente a pedido de este blog.

Mickey on octubre 26, 2009 9:15 a. m. dijo...

Si importa lo que hacemos y seguiremos haciendo.
Abrazos

Foro Naval Cubano Faro de Recalada on noviembre 18, 2009 1:05 p. m. dijo...

NUEVO VIDEO DE PANFILO SALE A LA LUZ.

Esto es una muestra de nuestras miserias humanas. Las personas con un mínimo de decencia y respeto no deberían alegrarse de la aparición de Pánfilos en los medios de la difusión masiva. La televisión, la prensa y el cyberespacio se complacen en divulgar estos ocho minutos de la vida de un infeliz que lo pueden llevar definitivamente a la cárcel o a una muerte "accidental". Hace solo un par de días Esteban me preguntaba por que no había quitado de nuestro foro la pagina Web de Pánfilo, JAMA Y LIBERTAD. Yo le explicaba que consideraba esta historia como un ejemplo muy triste de lo que ha sucedido con los marinos mercantes en nuestra Isla...Le explicaba que, daba la situación actual de Pánfilo, la probabilidad de que volviera a beber alcohol y volviera a tropezar con alguien como estos individuos, era solo cuestión de poco tiempo. Solo había que esperar.

Cuba no es esto, Cuba no es simplemente un infeliz alcohólico que, por su origen, su raza y su estatus laboral, no tiene otra opción que decir obscenidades delante de una cámara de video, sin un ápice de sentido de conservación hacia su propia persona. Creo que incluso cuando lo soltaron los castristas sabían que era solo cuestión de poco tiempo volver a tener motivos más que suficientes para encarcelarlo o simplemente hacerlo desaparecer. No subestimemos a nuestro enemigo porque por algo llevan 50 años en el poder.

Todos sabemos que el pueblo de Cuba sufre las miserias y el horror de una dictadura que lleva ya medio siglo. Los que no estamos allí sabemos la verdadera razón por la que no se puede gritar, la verdadera razón por la que no se puede decir lo que se siente y lo que se piensa. Solamente bajo los efectos del alcohol, o con el coraje de los que hoy luchan en Cuba o están sometidos en la cárcel, es posible hacerle frente a esa triste realidad.

Podemos comenzar desde ya a realizar otra Campaña para proteger a este hombre, porque Juanes no va a dar un nuevo concierto y a los Castro les importa un comino lo que diga el exilio. Recemos porque tenga suerte y logre salir de la Isla antes de que lo desaparezcan.

Desde el Faro de Recalada, foro naval cubano que reúne a marinos cubanos y de otras latitudes del mundo, pedimos a la opinión publica internacional que condenen la acción de estas personas que se aprovechan de la debilidad y la enfermedad de un hombre para poner en peligro su vida, tan solo para publicar menos de 10 minutos de una función de circo que no tiene nada que envidiarle al circo romano. El camino del infierno esta sembrado de buenas intenciones. Cuanto billete van a ganar con este video los autores??? No hay necesidad de aprovecharse de las debilidades humanas para dar publicidad a la realidad cubana, cuando todos sabemos que ese hombre cuando este en su sano juicio puede lamentar seriamente todo lo que ha dicho y hecho.

Es sencillamente una historia para lamentar.

Junta de oficiales del Foro Naval Cubano Faro de Recalada.

Publicar un comentario

¡No te dejes callar!

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.

 

Podcast

VideoBar

Este contenido todavía no está preparado para las conexiones cifradas.

Jama y Libertad Copyright © 2009 Gadget Blog is Designed by Ipietoon Sponsored by Online Business Journal